lunes, 31 de diciembre de 2007

paGAGnini en el teatro albéniz, madrid

nos invitan a un musical este sábado. no, otro musical no. me encanta el género, pero no muchas de las obras que bajo su sombrero se han hecho. además, me empalagan por lo general las adaptaciones al castellano que pueblan la otrora calle del cine madrileña, o sea, la gran vía. pagagnini, se llama. ah... ni idea. no lo he oído en mi vida.

sorpresa mayúscula. hora y media de música clásica (y no tan clásica) interpretada por un cuarteto de cuerda de virtuosos (violoncello y tres violines ¿o eran dos violines y una viola?), cuyos curriculums puede uno leer en el programa y dejarle de piedra: ara malikian, un prodigio libanés de origen armenio que pasa por ser uno de los más brillantes intérpretes actuales de violín, eduardo ortega, thomas potiron y cartxot ortiz (éste último violoncellista).

interpretan piezas clásicas riéndose de la seriedad habitual del círculo de la música clásica. y lo que es mejor: es un humor cercano al de los memorables dibujos animados de la pantera rosa o incluso al de los payasos de la tele. todo con una sana intención: quitarle hierro al asunto de la música clásica, ponerla al nivel de la música popular (que para mí es ya igualmente clásica aunque date del siglo XX), hacerla tremendamente divertida, intrigrante, emocionante y sugerente. había un montón de menores de edad entre el público que no paraban de dar palmas y reir a carcajada limpia: y no es tan fácil hacer reir a la gente sin apenas abrir la boca.

todo un éxito. pagagnini mezcla los gags con el virtuosismo a menudo acelerado de paganini.

números de todo tipo. desde una pieza interrumpida porque llaman al móvil al líder (ara) y en la que el trío restante aprovecha para tocar country, blues, rock and roll e incluso flamenco... todo con los violines y cello. hasta la participación del público (chico y chica) en un sexteto para cuerdas, cencerro y patito de goma: genial. el violinista francés, el que hace de payaso tonto, se enamora de la chica, acaba cantándole una preciosa balada amorosa de gainsbourg... una pasada. bailan mientras tocan. se sincronizan a las mil maravillas. son un cuarteto portentoso. mención especial para "with or without you" de u2, tocada por eduardo ortega utilizando un violín eléctrico conectado a un amplificador a través de pedales de distorsión y delay y, lo que es más importante, a ese pedal creador de "loops" que ya en su día vi magistralmente utilizar a andrew bird en la sala moby dick de madrid cuando teloneó a clem snide. eduardo va tocando (y grabando) las partes de la canción y suenan unas encima de otras creando el ambiente completo y la melodía del himno mesiánico por excelencia de los irlandeses. tremendo.

id a verlo si podéis. están hasta el 6 de enero de 2008 en el teatro albéniz.

produce, como no, yllana, los mismos que en el teatro alfil de la calle del pez de madrid tantas buenas noches nos han dado.

javier krahe en el café central, madrid

14 días seguidos ha estado javier krahe presentando en madrid su último libro-disco, "querencias y extravíos". y 14 días han tenido que pasar para que in extremis consiga ir, de la mano de un amigo, a verle.

el café central no vende entradas anticipadas. ni siquiera las vende en la puerta los días antes. es un café cualquiera en el que puedes esperar sentado en una de sus mesas o sillas bebiendo café o cerveza desde la sobremesa a que a eso de las diez de la noche comience la actuación. en este caso, fueron solo dos las horas de espera. recompensa: visión parcialmente reducida de la banda pero escucha privilegiada. y menos mal que no le dimos al alcohol durante la espera... habríamos visto mucho peor.

javier krahe, sí, ese personaje de apariencia cada vez más hirsuta pero a la vez tan entrañable. no creo que nunca me atreviera a decirle nada por miedo a ser protagonista de una de sus brillantes letras. se presenta rodeado de "toda su banda": percusionista (jimmy ríos) dotado de decenas de recursos, saxo/flauta/clarinere (andreas priwtitz) que imagina infinitas melodías paralelas a las que desliza el propio krahe en cada canción, guitarrista de maneras jazzísticas y agradablemente contenido y contrabajista (fernando anguita) burlón de maneras saltarinas musicalmente hablando (al menos a mis oídos). todos (quizás andreas, a los vientos, no, pero no le veo desde mi silla) le hacen esos ocasionales y "tan marca de la casa" coros kraheíanos al unísono.

javier krahe aparece al frente del escenario. como siempre le he recordado. pelo (blanco) alborotado, barba (blanca) algo descuidada. delgada y menuda figura y un nerviosismo patente entre canción y canción que solo desaparece en cuanto empieza a recitar cada una de las tonadillas o cantinelas que hoy nos ofrece. (
curioso lo del nervio en las geniales presentaciones de cada tema. curioso porque desaparece en cuanto canta).

las cosas que cuenta presentando cada número son dignas de los mejores monólogos de esos agotados "clubs de la comedia". a camino entre lo absurdo y lo genial, cercano al humor "inteligente", ese de varias vueltas de tuerca que tan bien hacen faeminos y cansado. seguramente hay poca improvisación en estas alocuciones, pero no por ello dejan de ser enormemente geniales.

el concierto se divide en dos partes: entre medias un descanso, visiten nuestro bar, para descargar la vejiga y ver si se compra o no uno de sus últimos nueve discos a la venta: ¡¿pero cuántas grabaciones tiene este hombre?! sí, claro, es verdad... que son ya seguramente más de treinta años...

el estilo musical es bastante definido y repetitivo. bases jazzísticas que van envolviendo el recitar de krahe. su voz profunda que se mueve en poco más de una octava. su entonación tan característica. nadie ha cantado de esta manera. se reconoce aún al brassens, creo, que su única referencia reconocida. todo , música y letra, está perfectamente acoplado. y estoy seguro de que parece fácil pero no debe serlo.

krahe aprovecha esta peculiar manera de hacer melodías para insertar con pasmosa facilidad sus versos. versos casi siempre geniales para canciones que cuando son buenas, son muy buenas. y que si a veces son menos interesantes, al menos siempre se puede sacar algo de todas ellas. sorprende la ausencia casi completa de temática política o religiosa. uno esperaba mucha más caña a estos colectivos. y abundan las extravagantes historias de amor y sexo.

a bote pronto recuerdo la hilarante "no todo va a ser follar", la poca perspicaz visión del marido abandonado ("dónde se habrá metido esta mujer"), la clásica entre las clásicas (kazoo incluído) "marieta", esa enumeración de sus cien amores titulada "abajo el alzheimer", esa pasional declaración de amor/odio de "contigo y sin ti", la surrealista "diente de ajo", la historia del pescador de la costa de ese país imaginario que es suiza ("en la costa suiza"), la genial "eros y civilización" en la que intenta evitar no liarse con una antigua novia porque serían el detonante de un desternillante fin de la civilización, esa "perversa leonor", ¿quién es capaz de escribirle una canción, aunque por temas de cuernos sea, a "navalagamella"?, ¿quién de hacer una canción a un geómetra como piero de la francesca, según él, petición de un grupo de scouts que necesitaban canción para cantar en sus salidas a la sierra?... y qué decir de esa odisea de ulises o de esa canción que según el propio krahe es el resultado de la preparación día a día durante esta serie de 14 conciertos...

marieta cierra el espectáculo. no hay más concesiones a los primeros tiempos (el burdo rumor, la hoguera). pero no hay problema.

krahe se despide hasta más ver. marchamos con una sonrisa en la cara. ha sido un rato agradable. podía haber sido genial pero en mi opinión no lo ha sido. debe ser difícil encontrarse una noche a krahe interpretando el repertorio ideal de cada uno, esas 15 canciones desternillantes que hagan el concierto verdaderamente irrepetible.



jueves, 27 de diciembre de 2007

once

por fin he visto "once". pasé en el cine una de las escasas hora y media más entretenidas y emocionantes de los últimos tiempos.

"once" es una película mucho más realista de lo que se pudiera pensar.

si tan fácil a algunos les resulta de hacer me preguntó porqué nadie antes la había hecho. a mí me habría encantado escribirla y componer sus canciones.

glen hansard (cuyo grupo, the frames, creo que no había escuchado nunca) es una suerte de josh ritter, damien rice o fran healy, un cantautor apasionado pegado a su guitarra y que canta lo que siente. porque de eso se trata esto de escribir canciones. y muchas de estas canciones son realmente escalofriantes.

marketa irglova, la chica (¿os habéis fijado en que acaba la película y no sabemos el nombre de ninguno de lo dos? ¿alguien lo intuyó en algún momento? yo no, desde luego), es una dulce checa emigrante casada, separada, con una niño y una madre a quien cuidar en una irlanda católica, fría y acogedora que entabla una preciosa amistad con él, el cantautor pelirrojo y algo mayor a ella con el que establece una relación amistosa, cariñosa y basada en su música.

leo que se conocieron preparando la película y hoy son pareja. que de ahí su disco en común. curioso.

hablan, tocan, cantan, graban. es un musical muy poco al uso. es una película que emociona. no es ningún pastel. es real. muy real. con la única licencia de adornar las canciones con instrumentación que realmente no estás viendo tocar a nadie pero que puedes imaginar en la cabeza de estos pequeños y enormes compositores.

las sesiones del estudio de grabación te llegan muy adentro si alguna vez has estado en alguna. todo. desde el dueño al técnico pasando por la prueba del CD del coche.

una pequeña maravilla, rodada con la cámara al hombro, casi documental. muy real. parece que los actores no siguen un guión sino que estamos viendo lo que realmente le está pasando a gente de verdad.

espero encontrar el disco "the swell season", grabado a medias por él y ella o en su defecto la banda sonora de la película. ya digo, damien rice, josh ritter, coldplay... todo muy anglosajón y a la vez muy emocionante. "falling slowly" en el cine sonaba preciosa. me gustaría saber si escuchar estas canciones fuera del contexto peliculero mantiene el grado de emoción.

canciones para un año que dice adios

me resistía a repasar el año musicalmente hablando, pero acabo de tener un momento de debilidad. he revisado muy por encima el montón de CDs comprados este último año. de este montón he seleccionado aquellos editados en 2007. he repasado también los mp3s de mi zen en busca de aquellas canciones que más han sonado en mis orejas en estos últimos 12 meses (e igualmente me he quedado solo con aquellas editadas en 2007). en el zen llevo cosas que me
bajan, que me graban, que compro por internet... son muchas ya las maneras de descubrir una canción.

et voilá!

he aquí una lista sin orden ni concierto de las canciones que más han sonado en mi cabeza este año 2007 que acaba. supongo que son mis favoritas del año. mis favoritas de un año en el que no habré escuchado ni el 0,001 % de las canciones que se hayan editado... eso se lo dejaremos a los críticos profesionales.

pd: son unas 25. dos al mes (más o menos). creo que es bastante sensato y real. ahí van.

pdpd: voy a grabar un CD recopilándolas. si a alguien le pudiera interesar que me lo diga, que haría lo posible por hacérselo llegar.

  1. rufus wainwright - rules and regulations. mi canción favorita de su ya penúltimo disco, "release the stars". algunos dicen que empieza a reirse de sí mismo pero a mí me parece que no más de lo que siempre lo ha hecho. una canción de pop perfecto con un ¿riff? de flauta dulce que me encanta. no es "i don't know what it is" ni "go or go ahead" pero rufus sigue manteniendo un nivel impresionante.
  2. travis - closer. la vuelta de travis, justo antes del verano, fue para mí una estupenda noticia. "closer" es ese tipo de canción que tanto me ha gustado siempre del cuarteto escocés. ese tipo de canción que necesito escuchar cuando estoy triste pero que también me pongo repetidas veces cuando estoy contento. una letra sincera, clara y más necesaria de lo que podamos pensarnos. el arreglo de cuerda maravillosamente y la voz de fran healy sigue siendo tan dulce como siempre.
  3. mika - grace kelly. descubrí esta canción en un viaje a londres el pasado mes de marzo. la oía por todas partes. me encantó desde el principio y no tardé en comprarme el disco. cuando volví a españa nadie había oído hablar de él. poco después descubrí, yo, que vivo en otro mundo, que mika se había convertido un fenómeno de masas mundial. da igual el nivel comercial que haya alcanzado. es una canción pop perfecta, divertida, la banda sonora de chitty chitty bang bang si este musical se escribiera hoy. es verdad que tiene un poquito de bee gees (vía scissor sisters) y un poquito de freddy mercury pero el disco es todavía más rotundo porque toca muchos más palos y de todos sale airoso (recuerda al mejor robbie williams a veces, incluso a los kinks-xtc-blur otras). todo un descubrimiento. producción excelsa para canciones redondas.
  4. wilco - impossible germany. una difícil de descifrar letra (que es casi lo de menos) para uno de los desarrollos de guitarra más elegantes y preciosistas que hayamos escuchado en tiempo. neils cline (el de los "ruiditos" dicen algunos) tiene detractores pero yo no estoy entre ellos. el juego de tres guitarras en esta canción es alucinante. y nada sencillo. jeff tweedy sigue en estado de gracia y esperemos que por muchos años. dicen que este "sky blue sky" es un disco fallido y menor en la carrera de wilco. a mí me parece sencillamente bárbaro. seguro que los que dicen eso también dijeron lo mismo del "rainy day music" de the jayhawks. mi imaginación me lleva a "el hombre en el castillo", esa intrigante anacronía de philip k. dick. pero la letra, otra vez, habla de ese momento de imposible comunicación en una relación personal (esa es mi lectura, podría ser otra la intención de tweedy).
  5. sunday drivers - do it. como si fuera el resultado de un atracón de azúcar de los strokes, el más certero single de sunday drivers, do it, me enganchó casi desde la primera escucha. un sonido menos sorprendente de lo esperado (por eso de que nos habíamos hecho muchas ilusiones al enterarnos de que iban a estar producidos por el infalible brad jones). un disco que sigue la senda de lo dibujado en el segundo y sigue separándose poco a poco de la inmediatez que más nos gustaba del primero.
  6. sidonie - nuestro baile del viernes. he redescubierto a sidonie con su disco de este año. esta crónica de los viernes y sábados de "fiesta", bailando canciones que "molan" aunque no sepas ni qué dicen ni quién lo dice es formidable. creo que fue su primer single. la descubrí en el festival indispensable de villaverde, madrid, antes incluso de que sacaran el disco. podría haber elegido también "la costa azul" o incluso esa incursión en el mundo infantil que es "giraluna". un disco preciso y redondo. ahora que se toman mucho más en serio le sacan muchos cuerpos de ventaja a casi todos los de su promoción.
  7. lucky soul - lips are unhappy. si el año pasado fueron las pipettes, este año le ha tocado a lucky soul. reivindicando el lado más pop-soulero y divertido de la música anglosajona, esta canción ha sido todo un revulsivo cada vez que tocaba salir de casa y no había demasiadas ganas. si le añades además un toque indie-amateur y una elegante y de aspecto ingenuo cantante, nos encontramos ante un anti-depresivo brutal para los momentos de bajón. para los años venideros le otorgo un indudable futuro: llenapistas total.
  8. the format - the compromise. uno de los conciertos del año fue el de "the format" en la sala galileo (neu club) de madrid. grupo indie americano con canciones con mayúsculas, ésta probablemente la de mayor gancho a la primera escucha. ritmo imparable y una voz perfecta. "dog problems" es uno de los discos del año y "the format" unos atrevidos por eso de mezclar la modernidad con el music hall y todo con unas más que interesantes letras y mucho sentido del humor.
  9. arcade fire - intervention. si su disco de debut les hizo sorprendentemente grandes (no es un disco fácil de escuchar), el segundo, más directo en lo que a melodías se refiere, les ha hecho inmensos. el mejor concierto de los pocos que pude ver en el summercase de madrid. y esta canción, la mejor muestra de que podían ser más "pop" sin alejarse de sus incomprensibles y kilométricas letras. una gran alegría ver que grupos "difíciles" arrastran pequeñas masas. "intervention" es grandilocuente pero a su vez puede ser tocada con una guitarra de palo sin perder su enorme emoción. un grupo cuya imagen sectaria me da incluso bastante miedo pero que me sobrecoge con cada nueva escucha.
  10. caribou - melody day. un disco irregular el de caribou. una "cara a" deliciosa, mezcla imposible de "beach boys" y "my bloody valentine". una "cara b" tostón con un acercamiento ¿electrónico? a la psicodelia sixtie que termina haciéndome bostezar. "melody day" es una canción pop perfecta. al estilo de lo que fue el paisley pop o pop psicodélico de los años sesenta. vertiginosa, con una batería frenética y super orgánica que se rodeada de guitarras conectadas a amplis cuyas válvulas crujen, muzak, un bajo saltarín. es "low fi" con aspiraciones grandilocuentes. es, en resumen, probablemente el descubrimiento "revivalista" del año (eso sí, dentro de un disco bastante irregular).
  11. los carradine - vietnam sentimental. y este es el descubrimiento gamberro de la temporada. empiezan donde doctor explosión no daban más de sí (y ya es bastante decir) y añaden un poco de siniestro total, billy bragg y violent femmes. hay una canción redonda en su disco "sospechoso tren de vida". y esa canción es "vietnam sentimental". una relación amorosa contada a modo de símil con la guerra del vietnam. de quitarse el sombrero. para escuchar bien alto y con una enorme sonrisa (aunque se trate de que tu novia, la ho chi minh de horta, te ha mandado a tomar por saco).
  12. los imposibles - gooliver song. la (al menos para mí) inesperada vuelta de "los imposibles" trajo un disco más en su ya larga carrera. un disco que no aporta gran cosa a lo que es la gran colección de canciones de los madrileños pero que sí continúa esa ingente producción sixtie de sus anteriores álbumes. quizás más cercanos esta vez al power pop, con un sonido más puesto al día, quizás por eso de grabar de nuevo (como en su primer disco) en un estudio que no es el suyo propio. ganan las letras en inglés en detrimento de ese castellano que tanto echamos de menos desde que hicieran "el país del niño mosca". y contiene "gooliver song", una canción marca de la casa que ha sonado hasta la saciedad dentro de las poco más de cuatro paredes de mi casa: la línea de órgano inicial es bri-llan-te.
  13. the shins - phantom limb. lo raro hecho pop. de nuevo letras kilométricas e indescifrables para canciones pop muy inteligentemente producidas. phantom limb es una obra maestra de cuatro minutos que crece y crece hasta llegar a un hipnótico estribillo hecho de unos coros de onomatopeya resplandecientes. "wincing the night away" no contiene nada que se acerque a "new slang", la mejor canción que nunca han vuelto a escribir... pero es que pocos discos pueden tener una joya de ese calibre.
  14. elvis perkins - ash wednesday. uno de los conciertos que más pena me ha dado perderme. el hijo de anthony perkins es un enorme cantautor barbudo que viene de la américa aparentemente más profunda (aunque probablemente no sea así) destilando poesía en unas canciones aparentemente sencillas y muy sentidas que cautivan desde la primera escucha. "ash wednesday" me puso la piel de gallina la primera vez que lo oí y aún sigue haciéndolo. dicen que es un poco como el "astral werks" de van morrison. con semejantes aspiraciones es fácil dar en el clavo. o no. ash wednesday tiene tanta tristeza contenida que es difícil que no te entren ganas de llorar con ella.
  15. pf sloan - cross the night. el nuevo disco de estudio de pf sloan contiene maravillosas nuevas canciones que están mucho mejor que las revisiones de sus clásicos de toda la vida (en algún caso apoyados por gente como lucinda williams o frank black). al final de un concierto bastante flojo en la sala costello, pf sloan se redimió ante servidor interpretando esta preciosa y lenta canción. desde ese momento pasó a ser parte de lo mejor de este año 2007 que ahora acaba.
  16. the new pornographers - my right versus yours / all the old stoppers / challengers. aunque no vinieran ni neko case ni dan béjar, los new pornographers hicieron un muy buen concierto en madrid. las tres canciones con las que se abre "challengers" son casi perfectas. y las dos primeras son tremendos ejemplos de lo increíblemente efectivo y rebuscado que puede ser un coro en un disco pop. otra vez letras enigmáticas para uno de los mejores compositores pop de ahora mismo: ac newman.
  17. bmx bandits - elegant lines. solo un fan de los bmx bandits puede perdonar un desliz tan grande como su anterior disco, "my chain". y solo un fan de los bmx bandits puede comprar a ciegas (o a sordas) su nuevo disco después de semejante patraña. gracias a eso solo un fan tan tonto como yo puede descubrir una de las grabaciones más bonitas del año. y que probablemente más desapercibida haya pasado desde que saliera hace poco más de un mes. "elegant lines" es de mis favoritas pero cualquiera de las otras canciones de este LP merecen mucho la pena. como si de una mezcla de burt bacharah y el pop de la olivia newton-john en "grease", douglas y su femenina partenaire dan toda una clase magistral de pop añejo en esta la enésima encarnación de mis adorados "bicivoladores". cómo canta rachel mackenzie en "elegant lines" es lo que más me emociona de esta canción.
  18. mice parade - tales of las negras. un yanqui que dice hacer flamenco pop indie. los críticos que dicen que hace electrónica. y yo, cual pulpo en un garaje, me enamoro de la única canción que he oído de él, "the tale of las negras", atraído por una referencia de una referencia y a que laeitia, de stereolab, canta misteriosamente en ella. ambiental, reposada, contenida y preciosa canción.
  19. octoberman - run from safety. mi "new slang" de este año es esta acústica pieza de octoberman, un grupo canadiense de vancouver. guitarra, órgano, voz, trompeta, teclado... una auténtica preciosidad que me pone muy pero que muy triste cada vez que la oigo.
  20. patrick wolf - the magic position. otra canción de esas que debes ponerte a todo volumen cada vez que estás obligado a salir de casa. ritmo cuasi motown, riff encantador de cuerdas machaconas, cantante a lo jarvis cocker o neil hannon. no tengo todavía este disco pero solo porque no lo he encontrado. alguien capaz de semejante pildorazo pop tiene que hacer muy grandes canciones.
  21. shout out louds - tonight i have to leave it. no, no son "the cure". pero podrían serlo. robert smith firmaría esta canción con los ojos cerrados para adjuntarla a su catálogo de perlas melódicas pop. shout out louds tratan de cambiar de registro y pasan de intentar ser los strokes (llegando a ser incluso mucho mejor que ellos) a intentar ser algo oscuramente pop. ¿pop sombrío? no es del todo malo si todo lo que tocan lo tocan así de bien.
  22. the clientele - bookshop casanova. el último disco de the clientele es el de sonido más brillante y profesional. y afortunadamente no pierden ni su calidad compositora ni su capacidad para emocionar. siguen siendo sixties por el lado más "zombies" del asunto. siguen cantando como tratando de no molestar. y encima se permiten el lujo de adornar las canciones con estremecedores arreglos de cuerda (como en esta canción). tienen mucha clase.
  23. josh rosue - car crash. lo mejor que ha hecho josh rosue este año han sido las dos canciones que abren su mini disco a pachas con paz suay. ella canta jon jon (preciosa) y josh rosue desea morir en un accidente de tráfico en la parte trasera de un taxi neoyorquino en esta cancioncilla que abre el disco compartido con la valenciana. mucho mejor que cualquiera de las anodinas canciones del otro largo editado por el de nebraska este año (country mouse city house). una pena que josh rosue no sea más afable y generoso con su público.
  24. crowded house - pour le monde. ese comienzo de piano y voz... maravilloso regreso de neil finn a sus otrora enormes crowded house. esta canción es solo una más de su precioso disco de vuelta al mundo comercial, pero es mi favorita porque me hizo casi llorar sin conocerla en su concierto del pasado mes de septiembre en madrid. neil finn y paul macartney son de los pocos capaces de seguir emocionando con este tipo de canciones.
  • propina: sean lennon - spectacle. sé que se editó en 2006 pero siempre que puedo hablo de este disco, el segundo del hijo de john lennon y yoko ono. una auténtica maravilla neoyorquina, a medio camino entre john lennon, elliot smith, con notas de rufus wainwright o inluso de the divine comedy. llevo todo el año escuchando spectacle y todavía no me he cansado.p

miércoles, 26 de diciembre de 2007

roger sincero for kids...

roger sincero acaba de introducirse en el mágico mundo de las canciones escritas para niños. la historia del ratón feliche es solo el comienzo de algo que esperemos tenga continuidad en los próximos meses. podéis oirla o descargarla desde el enlace al myspace que he puesto aquí.

lunes, 24 de diciembre de 2007

deluxe y garret wall en la sala clamores, madrid

el jueves 20 de diciembre volví a la sala clamores para uno de estos conciertos enmarcados en el ciclo "alternativas en concierto". la sala estaba hasta arriba. garret wall oficiaba de telonero al que deluxe daba la alternativa.

la primera mitad del concierto de garret wall fue un auténtico sufrimiento. la sala clamores es muy incómoda si no has conseguido una de las mesas frente al escenario. nos pusimos junto a la barra, en una situación de visión privilegiada para estar de pie pero... no contábamos con que el respeto hacia el artista es nulo en esta ciudad. ni siquiera el hecho de que fuera deluxe, el grupo al que todos venían a ver, quien hubiera traído a garret para darle la alternativa. la gente no paraba de hablar sin atender mínimamente el concierto de este irlandés. supongo que garret wall no fue muy consciente porque tocando amplificado como lo estuvo haciendo, el murmurar contínuo de la gente le sería indiferente (salvo entre canción y canción). a mí me estaba dando vergüenza ajena. y lo que es peor, me estaba poniendo muy nervioso porque no podía disfrutar del concierto mínimamente. tanto fue así que hubo un momento en que pensé en marcharme, aun sabiendo que este selecto público, cuando saliera deluxe a escena se callaría. aguanté estoico hasta que mis amigos coincidieron en que era buena idea perder visibilidad pero ganar en audición. y así hicimos.

nos fuimos al pasillo de entrada, desde donde no se veía tan bien pero donde al menos escuchábamos más la música de la banda de garret wall y menos, mucho menos, a los incesantes cuchicheantes.

garret wall lleva tocando por la ciudad de madrid varios años. al menos he visto conciertos suyos anunciados en prensa y salas de pequeño aforo en varias ocasiones. hasta hoy no me había acercado a verle. este irlandés se hace acompañar en directo (y al menos en su último y recién editado nuevo disco también) por una formación algo más que curiosa: un bajista bastante discreto de líneas saltarinas y que encaja con el concepto de canción desenfadada de garret, un trompetista que también le hace ocasionalmente las segundas voces y, junto al resto, los coros, y un cajón flamenco haciendo la percusión: nota más que curiosa por tratarse de un norteamericano quien lo toca. los otros dos músicos son igualmente anglosajones. dijo después xoel "deluxe" que garret tiene cierta fama y éxito en irlanda pero desconozco si fue un halago sobredimensionado o fue alguna vez verdadero.

esta formación nos desgranó más de una docena de canciones vitalistas, muy animadas, que a mí me recordaron, en los momentos más íntimos a, quizás, josh ritter, y en los más "buenrollistas" a jack johnson. no inventa la pólvora pero sí que da en el clavo con algunas preciosas tonadillas que se te quedan en la cabeza a la primera escucha. de fácil escucha y rítmicamente muy sencillas, sus canciones hicieron que esa parte (poca) del público que atendió a sus movimientos, disfrutara de un muy buen concierto. concierto al que, si he de poner alguna pega, diría que le sobró algo de minutaje. y es que a veces es mejor que el respetable que inesperadamente te va a ver se quede con ganas de un poco más que acabe un poco cansado de no conocer tus canciones. pero eso es algo muy personal que cada músico debe saber administrar. también es cierto que el llenazo a uno debe darle alas para interpretar sin parar hasta la última canción que haya escrito (y si no, que se lo pregunten a deluxe, que tocaba minutos después).

cambio de tercio para escuchar un concierto muy especial de uno de los músicos en un estado de gracia más admirable de la escena pop española. salió él solo a escena con la guitarra acústica para interpretar una primera canción de su último disco. se le unió en la segunda su bajista/pianista para acompañarle al bajo. y se les unieron en la tercera y hasta el final del concierto un saxofón y una trompeta. xoel tocó la guitarra acústica, el bajo y el piano. cantó con esa voz que cada vez más recuerda a la de un luis eduardo aute que hubiera de repente descubierto a morrisey. una voz prodigiosa a la que le falta la sensualidad (también de las letras) de aute pero a la que le sobra expresividad, calor e intenciones. se entiende lo que canta y además él exterioriza sus historias conectando como pocas veces he visto hacer a alguien de su edad en este país.

xoel domina la guitarra de acompañamiento magistralmente. rebosa musicalidad. es capaz de emocionar con ritmos bossanova cantando en gallego/portugués su tema dedicado a caetano veloso. es capaz de emular a marvin gaye tocando y cantando al piano (con un tema rescatado de su segundo álbum como deluxe y que incluído dentro de su repertorio actual hace más patente la evolución de xoel hacia el pop de autor más convencional por un lado pero más personal por el otro al hacer hincapié en las letras, en lo que cuenta y, sobre todo, en como lo cuenta). tiene tanta confianza en sí mismo y tanta capacidad como intérprete que es capaz de lo que se proponga en el escenario. sin un solo elemento rítmico tanto él como su bajista/pianista son capaces de no perder el hilo, el compás: esto es muy complicado de hacer pero lo hacen tan fácil que entran ganas de subir al escenario a ver si es que hay algo tipo de hechizo que permita a cualquiera hacer convertirse en un virtuoso. nos regalan tres canciones nuevas, pájaros nuevos creo que se llama una de ellas. me quedo con una en la que riza el rizo de su búsqueda para llegar a ese terreno que ya exploraran sabina y krahe y muchos otros hace casi treinta años, cercano al vodevil y al humor, en aquella memorable mandrágora. abre puertas a su discografía dando detalles de por donde pudieran ir los tiros de los que será, según él mismo, su nuevo disco, allá por primavera del año que viene.

deferencia hacia ese maldito lateral de clamores que ve a los artistas casi por detrás: desenchufado, les canta a voz en grito colillas en el suelo, el primer single de su último disco. eso sí, el resto de la sala no nos enteramos de la canción más que a través del murmullo de coros de esa parte del auditorio.
como se lo permiten, alarga el concierto hasta casi la una de la madrugada. asistimos a mucha improvisación, aunque no lo parezca. asistimos a una demostración de fuerza tremenda y que pocos en este país están capacitados a proponer. además, de un tipo que roza la treintena y que lleva a sus espaldas ya 4 discos como deluxe y un par de ellos en aquellos comienzos sixties de mi adorada gallega elephant band, a la que tantas veces disfrute en directo hace años. este concierto de clamores no se parece en nada al anterior que presencie del grupo: en miranda de ebro, dentro del festival ebrovisión, en la gira de aquel "que no, que no". allí estaba todavía buscando esto que hoy ya ha encontrado. allí había una muy solvente banda de rock que mezclaba el inglés y el castellano por igual y que le daba quizás más importancia a un sonido compacto y duro que a las letras y la intensidad emocional por el mensaje.

acabaré esta entrada del blog recomendando dos cosas: id a ver a deluxe sea cual sea el tipo de concierto que vaya a dar. hay momentos en la vida de un artista que son irrepetibles y ahora mismo deluxe está en uno de esos. y finalmente, id a ver a garret wall a la sala que sea porque pasaréis un rato muy, pero que muy agradable.

jueves, 13 de diciembre de 2007

secuestrado (kidnapped)

solo puedo decir dos cosas de esta serie: la primera, que menos mal que ha durado solo 13 capítulos porque este afán mío de terminar todo lo que empiezo me lleva a cosas absurdas como aguantar hasta el final semejante bazofia. la segunda, que soy un poco snob y voy a dejar de pensar que lo que programa canal plus es por definición mejor que lo que programa televisión española: sin ir más lejos, yo tragándome este infumable y tramposo serial y la 1, por lo oído, programando una tal "desaparecida" que a más de uno le ha gustado mucho. a ver si la repiten con algo de suerte y puedo empezar. eso sí, si te ha parecido mala, dímelo antes de empezar, que ya sabes mi afán por "llegar hasta el final".

y como de todo se saca algo bueno: una serie de éxito mala hace mucho mejor a una brillante o sencillamente buena, es decir, que las series también pueden ser malas, que últimamente parecía que todo lo que se hiciera en este formato tenía que estar bien.

pd: y no hablemos de los informáticos. ¡que me devuelvan el dinero de mi suscripción!

extrañas coincidencias (i love huckabee)

hay películas con las que me quedo de piedra. ésta es una de ellas. reparto plagado de estrellas (dustin hoffman, jude law, naomi watts) pero protagonista desconocido (al menos para mí). surrealista historia cómica que me hace reir (mucho) dos o tres veces pero que una vez acaba me hace pensar en que he perdido dos horas preciosas de mi tiempo. me pasó con muchas otras últimamente (the royal tennenbaums, life aquatic... supuestas obras maestras del cine ¿indie?). ¿estaré mutando? eso sí, si alguien encuentra la banda sonora, que me diga dónde que voy a por ella: son todo instrumentales preciosos de jon brion. y es que siempre hay algo que se salva de dos horas cualesquiera de "anonadismo".

la maqueta de chuck laplanta

chuck laplanta es un grupo de no tan reciente creación que acaba de terminar, porque tdo lo que empieza desgraciadamente tiene que terminar, su primera maqueta.

uno, que tuvo un grupo hace mucho tiempo y que hace más tiempo aún grabó una maqueta, se sorprende ante la calidad de las grabaciones hoy. hace ¿solo? 15 años gastabas los ahorros de todas las patas de la banda para grabar en un estudio casi amateur 4 canciones a toda velocidad. las volcabas en una cinta de cassette, hacías una portada en papel, fotocopias, copias en doble pletina y la enviabas a radios y sellos. hoy, los grupos pueden grabar sus maquetas en estudios caseros que están al alcance (monetariamente hablando) de casi todos. esto solo requiere un esfuerzo adicional: alguna parte del grupo debe ser no sólo instrumentista, compositor o cantante sino también técnico de sonido, arreglista, mezclador, productor y "masterizador". este último es el caso de chuck laplanta, uno de los muchos grupos que hay censados hoy en madrid.

componen, arreglan, ensayan, graban, mezclan, producen y masterizan. y a los oídos de todos están sus canciones a través de su página web.

lo primero que uno hace al escuchar un grupo nuevo es pensar en a qué grupos le suena. he de reconocer que me resultan más sencillas las comparaciones con los grupos anglosajones y más difíciles con los grupos que cantan en castellano. aún así, siempre termino encontrándole parecido a todo (y es algo inconsciente, quizás uno se prepare sin darse cuenta para el momento de la explicación: ¡ah, chuck laplanta! ¿y a qué suenan? pues mira, no suena a cacerolas cayendo sobre el suelo de una cocina de suelo de barro cocido, ni a cienmil abejas revoloteando junto a un pastel de chocolate un tarde bochornosa de verano. no, eso se lo dejamos a los amantes del vino y a su gran olfato. nosotros tenemos que hacer referencias a otros grupos, que para eso resulta que la música pop es una continua evolución).

con chuck laplanta, después de haberles oído un montón de veces, aún no me ha pasado que diga: ¡suenan a una mezcla de 21 japonesas con los ronaldos!. no. podría ser, pero no. no recuerdo ningún grupo español que sonara antes como ellos. no quiere esto decir que inventen la rueda: hacen un pop de base clásica, batería, bajo, dos guitarras y voz solista acompañada (poco a mi gusto) de segundas voces y coros. pero sí quiere decir que, para empezar, tienen un sonido propio (parte de la culpa la tendrá haber grabado por su cuenta, sin la "contaminación" de productores y estudios que tienden a "uniformizarlo" todo)

la maqueta se abre con "ahora". mi favorita. todo un hit. preciosa introducción rítmica que desemboca en unos delicados arpegios introduciendo una voz que cuenta lo que uno siente al ser consciente de que ya lleva mucho tiempo a sus espaldas en este mundo. el estribillo es probablemente el más pegadizo de todos. ¿y ahora qué hago yo? ¿qué hice para llegar aquí? ¿dónde ha quedado el mundo en el que me movía como pez en el agua? pero, ay, amigo, that's life. no queda otra que adaptarse a que el tiempo pasa a toda velocidad y a que todos los que nos rodean se van convirtiendo poco a poco en aquello que nunca quisieron ser: pasivos y apasionales (que no apasionados, que más me gustaría a mí).

"como un pez" es una declaración vital sincera. hay muchas cosas que no nos gustan de nosotros, de los que nos rodean y, sobre todo, de "lo establecido". dicen que los peces no son capaces de recordar lo que hicieron hace segundos. sería una bendición a veces ser así, aunque bien pensado, no creo que nadie quisiera tal facultad: díganme, si tuvieran una pastilla que les mantuviera felices y dichosos las 24 horas del día, ¿se la tomarían?.

"invisible" trata un tema recurrente en el pop más juvenil, el de ese superhéroe forzado, el hombre invisible, al que nadie ve pero no por decisión propia sino porque no existe para nadie, nadie le ve porque es insignificante. letra divertida y constumbrista, pero fondo serio (que yo siempre he sido bastante invisible). la guitarra que acompaña el estribillo es de lo mejor de la maqueta.

"hay días" es también de mis favoritas. una voz que juega con un falsete tan dulce como su letra y que invita a disfrutar del día a día: carpe diem, amigos.

el estribillo de "azúcar o sal" es de los más redondos y emocionantes. sí, es verdad que las personas a veces son tan poco transparentes que desconciertan hasta llegar a desesperar.

"mr hyde" es la descripción de alguien que parece que se marchó lejos de quien canta. ¿el primer batería del grupo? curioso. ¿hyde o hide? canción marca de la casa. aunque no terminamos de entender si hay más rencor que cariño (o viceversa) en los versos.

"cada minuto" empieza en formato casi acústico y se va formando cual bola de nieve. me recuerda a las canciones más hippies de solera, pero puesta al día (han pasado 30 años). ¿conocerán estos chicos a solera?

"con corona" comienza con un riff con flanger (¿?) y voz filtrada y es posiblemente la más enérgica y rockera de toda la maqueta. roquera, quizás, como U2 entendía el rock en los ochenta. personal, atrevida y cabreada. buena forma de acabar.

martes, 11 de diciembre de 2007

jonston en el auditorio julio cortázar, madrid

pocas veces me acerco a un concierto sin conocer una sola canción del grupo que toca. esta vez... casi. tan solo conozco ese "hit" llamado "el controlador de la hora". y porque he visto el videoclip un par de veces por televisión. a favor de jonston (¿jose, el cariño, soy tonto de la canción?) que un amigo toca la guitarra con él. como han actuado ya varias veces en madrid y nunca he podido verles esta era una buena ocasión para hacerlo. lo tenía apuntado desde hace tiempo.

el auditorio julio cortázar está en la calle antonio machado, entre el barrio del pilar y la vaguada. la verdad es que fui en coche, me perdí y me encontré gracias a unos benditos que me guiaron hasta allí. es un auditorio formidable dentro de un muy interesante centro cultural de barrio. sorprendente escenario para un concierto de pop rock psicodélico. y sorprendente hora (las siete de la tarde). pero así es madrid y su oferta. salvo en esa calle en la que cada vez dejan hacer menos ruído (musical), las salas están abarrotadas de gente que quiere que la oigan. decía, auditoría formidable: unas 150 butacas con estupenda visibilidad. un escenario grande y que podría estar bien iluminado. un sonido que podría ser bastante bueno... ni la iluminación ni el sonido fueron muy buenos, pero supongo que es cuestión de dedicarle un poco más de esfuerzo y recursos.

como me perdí, llegué tarde. y ya están tocando. aún así, he visto unas 10 canciones. entre ellas, el controlador de la hora, el fantasma de alicia (la recuerdo porque es de las pocas que jonston presenta). jonston es un solista de personalidad curiosa (hablo del artista) acompañado por un batería que hace cosas interesantes sin tirar cohetes y de un bajista que aún estando hiperconcentrado en su "toque" va perfectamente sincronizado con el primero. la guitarra de jonston es eléctrica cruda y eminentemente rítmica en la mitad del repertorio y acústica al estilo de los kinks en la otra mitad. palabras mayores son los arreglos del guitarrista de apoyo. sobre todo cuando usa esos efectos tan bonitos que aconstumbra. precioso el fin de fiesta (bis), solos los dos guitarras y jonston cantando al aire (la de jose, soy tonto, o algo así: algo realmente extraño y también bizarro (en su acepción real: valiente)).

las letras no terminan de entenderse bien y la voz no parece estar siempre del todo afinada pero, ahora que escucho el myspace entiendo que es así. y ahora que atiendo a las letras, mi cabeza se va a poch, patrullero mancuso, al niño gusano e incluso a doctor divago. son dignas de un detallado análisis (que haré en otra ocasión, cuando haya comprado el disco). si me les imagino en la pérfida albión, me recuerdan a cosas que controlo a medias: hefner, un poco, sobre todo por la voz a alex chilton. y sobre todo, cuando toca la acústica, a los kinks más raros.

esto es todo. breve concierto de martes por la tarde. seguiremos informando. mientras tanto, podéis seguir la programación de este centro cultural en la página del ayuntamiento. me recuerda mucho este tipo de conciertos a los que organizaba popproducciones en el auditorio del barrio de tetuan.

el torta y moneíto chico en la boca del lobo

soy un principiante en esto del flamenco. este es el segundo recital al que voy de motu propio, aconsejado por ese gran programa de radio que es "duendeando", en radio 3 de radio nacional de españa, los sábados y los domingos de 6 a 7 de la tarde. hay algo que creo firmemente y es que si hay un género musical que se tenga que disfrutar en fundamentalmente en directo, ese el cante flamenco. así que, aprovechando un buen momento de ánimo y un reparador puente en lo que a sueño se refiere me dirigí con un amigo a la boca del lobo de madrid. sí señor, un aficionado al pop anglosajón haciendo sus pinitos con el cante jondo.

la boca del lobo ofrecía uno de los muchos conciertos que se engloban bajo el festival "alternativas en directo": un artista consagrado ofrece la alternativa a uno nuevo, ofreciéndole compartir escenario como su telonero. intenté que esto fuera también mi alternativa como oyente de flamenco. y según mi amigo y acompañante en este evento, es posible que muchos de los presentes anoche en la boca del lobo tampoco fueran aficionados habituales al cante.

leí que juan moneo, el torta, presentaba a su sobrino, moneíto chico. ambos compartieron guitarrista (no me quedé con el nombre pero sí con el apellido: moneo. y es que en esto del flamenco es bastante habitual que todo quede en familia).

moneíto chico (no recuerdo tampoco su nombre de pila) se mostró agradecido. incluso capeó con elegancia los pequeños problemas de sonido iniciales (a veces es más difícil sonorizar una voz y una guitarra que a toda una banda de rock). su repertorio fue de 5 o 6 piezas, la mayoría bastante contenidas hasta el final. los pasajes de guitarra (fabulosos) fueron largos y numerosos. y se agradecían. la voz del cantaor es muy buena pero todavía no tiene en directo la presencia, las tablas y el morro y sentimiento contenido que estalla repentinamente de su tío. pero seguro que con el tiempo lo consigue.

el torta es harina de otro costal. decían los entendidos que es un cantaor muy peculiar, que arrastra admiradores por eso de su impredecibilidad. y ayer lo demostró. en los dos primeros cantes (el primero, una alegría, el resto aún lo desconozco: ay, que soy un profano y controlar todos los palos me va a llevar tiempo) se disculpó porque no estuvo del todo conforme con el resultado. y eso le honra (como a cualquier artista que admita sinceramente un fallo, siempre que no lo haga para simular algo). y las letras (cuando se entendían, que tampoco es fácil seguirlas completamente) tenían mucho de su cádiz, de su jerez y de su puerto de santa maría. llevo varios veranos pasando alguna semana por aquellas tierras y allí, en rota, fue donde precisamente vi mi primer recital flamenco.

me decía mi amigo que parte de la gracia del flamenco es la participación del público (agua...., ole..., venga..., vamos ya...) y que ayer pocos participaban. que eso puede mermar el duende que debe ir creciendo en una actuación. puede ser. sí es verdad que no fue como en rota, con la peña flamenca del pueblo en las primeras filas hablando con el cantaor entre canción y canción (y cantando la jugada durante las mismas).

el caso es que el torta hizo 6 o 7 números y se despidió. impresionante garganta. todo expresión. daba gusto verle alejarse del micro y elevar la voz al techo de la boca del lobo para modular la intensidad de su cantar. ojalá pueda volver a verle. y si es por un precio como el de anoche, mucho mejor: 6 euros ya no vale casi nada en esta puñetera madrid.

jueves, 6 de diciembre de 2007

cara a, cara b

no entraré a discutir cuál es el formato ideal para la música pop. solo sé que hace ya muchos años que compro únicamente CDs (dejé de comprar vinilo hace tiempo). pero solo de un tiempo a esta parte he empezado a pensar en que los CDs tienen dos caras. cara a y cara b. si el cd tiene 12 canciones, pues un día empiezo por la 1 y otro día empiezo por la 7. es que a veces solo soy capaz de atender como se lo merece el grupo a 6 canciones de un tirón. y de esta manera en que lo hago le doy las mismas oportunidades a las canciones de la cara a y a las de la cara b.

cuando escucho música en mi mp3 siempre uso el aleatorio para que vaya saltando de canción en canción entre las miles que llevo almacenadas.

y en el coche disfruto de los recopilatorios que me hacen los amigos (o me hago yo mismo).

esta es mi manera de escuchas desde hace unos meses.

nada más.

probad lo de cara a y cara b para un cd. descubriréis canciones tremendas que estaban en el puesto 11 o 12 de los discos que os compréis y a las que casi nunca les dais la misma importancia que a las primeras (o a lo mejor sí, quién sabe).

the new pornographers + joseph arthur and the astronauts, sala el sol, madrid

la sala el sol estaba llena. las entradas se habían agotado días antes (no me costó nada de nada vender la segunda entrada que había comprado y que minutos antes mi supuesta acompañante rechazó por cansancio: sí, es verdad, el concierto era tarde, muy tarde, teniendo uno que madrugar al día siguiente para ir a trabajar). cuando entré en la sala el sol, joseph arthur and the astronauts acababan de empezar su actuación.

el sonido no era bueno. joseph arthur es una mezcla de adam green y el cantante de sidonie. de aspecto muy cuidadosamente descuidado. guitarra acústica en ristre conectada al amplificador a través de los pedales que se usan normalmente para introducir efectos a la guitarra eléctrica (no acústica). no es el primero que se atreve a emular a hendrix o neil young pero con una guitarra acústica. sorprende que en una banda formada por batería, bajo y dos guitarras eléctricas (chica rubia de aspecto "daryl hannah" replicante de blade runner con les paul conectada a las supersaturadas válvulas de un orange y el "famoso" kraig jarret-johnson a la fender telecaster y ocasionalmente a los teclados: famoso por eso de que fuera guitarrista en mis amados jayhawks y por eso de que el año pasado editó un disco en solitario que le trajo incluso de gira por españa...). lo dicho. entre tanta eléctrica de manual rocanrolero punkarra nuevaolero neoyorquino de la época preochentas johnny thunder, los solos más salvajes y llenos de feedback los hacía joseph arthur, el líder de la banda. un cantante de voz medio rota y que parecía estar absolutamente colgado. creo que rozaron la línea que separa la actitud del desdén hacia el público y, al menos para mí, terminaron pagándolo. demasiada pose pero no tan buenas canciones como para estar tan por encima del bien y del mal. a pesar del mal sonido general del concierto, me encantó cómo crujían las válvulas de los amplificadores de guitarra y todavía más el sonido primario del bajo+batería. solo por esto mereció la pena ver a esta banda. personalmente no me quedé con ninguna melodía pero creo que son más conocidos entre el público madrileño de lo que yo pudiera haber imaginado: alguien incluso me dijo que habían tocado años ha en el festival de benicassim... ahí queda eso, por si alguien puede corroborarlo. no me compré ninguno de los hasta 4 discos que después vi disponibles en el "stand" que se suele montar en la sala el sol. y anecdótico, machista y curioso: a todos nos llenaba de morbo la bajista hasta que levantó su brazo derecho para saludar cuando la presentaron enseñando sus pobladas axilas. el rollo "guarro", aunque sea muy neoyorquino, hizo que más de uno dijera "glups".

cambio de tercio para escuchar a los new pornographers, la banda a la que realmente venía a ver, creo, la mayor parte del respetable. llevo toda la semana escuchando: no viene neko case, no viene dan béjar, no viene neko case, no viene dan béjar. hombre, para un recién llegado a los new pornographers, así, a priori, le parece una putada que dos de los ocho miembros que firman su último disco, "challengers", no vayan a hacer aparición en el escenario. máxime cuando parece que son, junto con el cantante y compositor de la mayoría del repertorio de "challengers", los más conocidos: dan béjar al frente al menos de una banda llamada "destroyer" que hace un par de años tocó en la sala siroco de madrid (y que no pude ver, aunque las pocas canciones que me pasaron suyas no me resultaron muy interesantes)... y neko case como compositora de discos más orientados al "americana" más "country". reconozco que solo he escuchado una canción suya, en un videoclip, y no reconozco en ella a los new pornographers. de los dos, creo que neko case es la que más reconocimiento está teniendo.

la sorpresa también me la llevo al hablar con un amigo camino de la sala. resulta que ac newman, el compositor de 9 de las 12 canciones de challengers, estuvo al frente de zumpano. ¿¿cómo?? y yo sin saberlo. pero... si zumpano me encantaban. tengo sus dos discos (salvo error no tienen más que dos). y fueron un grupo que escuché un montón hace años. ¡qué sorpresa! el caso es que no había hecho ninguna relación entre ambos grupos al escuchar a new pornographers, pero, ahora, en cuanto tenga un poquito de tiempo, recupero los discos de zumpano y me los pincho antes y después del "challengers".

ante este panorama, aparecen en escena los otros 6 miembros de new pornographers y, sin decir ni hola, empieza el concierto. ac newman al frente, guitarra y voz. a la izquierda del escenario un teclado conectado a un portátil que hará las veces de órgano hammond y de cuerdas y vientos emulando las grabaciones. incluso el teclista llegará a tocar la armónica. entre él y ac newman, el guitarrista, hacedor de arreglo, bastante discreto. un batería capaz de tocar, beber cerveza, colgarse la guitarra acústica para hacer un dibujo en una canción mientras sigue aporreando bombo y caja. un tipo tremendo y muy sonriente. y tercer cantante del grupo. incluso solista en algunas partes de alguna canción. los coros son brillantes en general en este grupo aunque el sonido no sea muy bueno y a veces no lleguen a afinar del todo al armonizar (los coros en general están demasiado altos en la mezcla final y eso los desluce un poco porque eso hace que se noten más los desafines). a la izquierda de newman, la teclista vocalista. arreglos preciosos de piano y órgano tocado a una sola mano y una voz preciosa, contrapunto perfecto a la de newman. y a la izquierda, al final, un gigantón de poblada barba y pelo alborotado que parece mucho mayor en edad que el resto y toca el bajo (e incluso la guitarra acústica en la preciosa "challengers"). yo, que no he visto nunca antes a new pornographers, no echo de menos las ausencias de dan béjar y neko case. no sé cómo hubiera sido verles actuar como sexteto. seguro que algo mejor, pero no lo tengo claro.

lo que sí sé son dos cosas. la primera es que teniendo únicamente su último (y cuarto, si no me equivoco) disco, solo conozco una de cada cuatro canciones que tocan. y esto, pudiendo ser malo, no lo es en absoluto porque he de reconocer que todas las canciones que tocan son auténticos bombazos de pop bien compuesto. no son una gran banda, como músicos son más bien regulares y se nota porque hay muchas gambas, mucha descoordinación y de vez en cuando algún que otro desafine. sin embargo, las canciones son tan impresionantes que todo se perdona. incluso esa actitud amateur de no preocuparse demasiado por la calidad del sonido. ellos intentan tocar sólidamente como grupo y la mayor parte del tiempo lo consiguen. la segunda cosa es que hay que reconocer en new pornographers a uno de los grupos con una cantidad más impresionante de hits pop inteligentes de los últimos años. yo salí del concierto esperando que en su tenderete vendieran toda su discografía pero no. así que, tendré que conformarme con ir encontrándola poco a poco por las tiendas.

ac newman es muy serio. apenas se comunica con el público, salvo al final del show, en los bises. y la banda es igual de seria. pero es que no hay tregua apenas entre canción y canción, son una máquina de hacer canciones de pop perfecto de 3 o 4 minutos. el público de la sala el sol conoce el repertorio al completo. supongo que new pornographers habrán tocado más veces en españa, lo desconozco. creo que es un grupo que se saldría en cualquier festival indie de los muchos que inundan los veranos nuestra geografía.

por las canciones que tocan, creo que sus discos anteriores deben ser bastante más directos que "challengers". y eso puede estar muy bien.

domingo, 2 de diciembre de 2007

las asombrosas aventuras de kavalier y clay

hoy que acaba la feria del cómic de madrid, un homenaje al mundo del tebeo, la historieta, los dibujantes, los guionistas. etc.

este libro de michael chabon que recientemente he leído es una muy entretenida historia de dos personajes, joseph kavalier y sammy clay, primos y socios en la creación de un personaje del cómic que nunca hasta la edición de esta novela existió: el escapista. kavalier ha huído de la polonia ocupada gracias a sus habilidades escapistas imitando al gran houdini (del que fue discípulo su propio maestro). deja allí a su familia abocada sin remedio a la muerte. espera poder traer a su hermano pequeño a la tierra de las oportunidades. lo intenta durante gran parte de la novela. no puede ser feliz porque se siente mal habiendo dejado su casa y a los suyos a merced de la irracionalidad nazi. sammy clay es su imaginativo primo, judío también, y residente en el nueva york de los años cuarenta. intrépido como pocos, imaginativo, apasionado del cómic. enrola al primo en la creación de un superhéroe llamado el escapista que luchará contra hitler y los nazis capítulo tras capítulo. sammy escribe los guiones, joe dibuja las historias. ambos son víctimas de su juventud e inexperiencia y son engañados por empresarios ávidos de dinero que lo mismo venden novelas "pulp" que artículos de broma. la descripción de nueva york durante la guerra, del
mundo de los dibujantes y escritores y de la angustiosa existencia de joe kavalier, están a la altura de lo grandes clásicos. seguro que es de obligada lectura entre los aficionados a la historieta. seguro que son ellos mucho más críticos con este libro de lo que un muy grande desconocedor del mundo del tebeo como yo pudiera ser. a mí este libro me ha gustado mucho. está escrito a base de capítulos muy largos que recogen escenas largas de la vida de joe y sam. hay saltos temporales grandes. los capítulos acaban en suspenso y el inicio del capítulo continuación es siempre un pequeño misterio que va desentrañando el cómo habría acabado la historia anterior. estoy seguro de que pocas veces una novela (premio pulitzer además) trata con tanto respeto el mundo del cómic y de la cultura popular (el jazz incluso).

historia tierna y muy cinematográfica, seguro que algún avezado director lleva al cine las historias de estos dos primos en breve. ya michael chabon ha visto su obra en la gran pantalla: por ejemplo, en "jóvenes prodigiosos".

homenaje hoy a todos los que compran y hacen cómics. homenaje porque el cómic es parte sin duda de la CULTURA popular. michael chabon lo sabe y lo eleva a la categoría de arte.

miércoles, 28 de noviembre de 2007

athlete en joy eslava, madrid

una noche en la que ser lo más de lo más era estar invitado al homenaje a jesús ordovás en la sala el sol de madrid (presentador del diario pop de radio 3 en sus diferentes y múltiples encarnaciones estos últimos 25 años). una noche en la que me recomendaban ir a ver a una cantautora llamada laura gibson a la pequeña bety. una noche en la que de nuevo no encontré con quien ir a ver a athlete, ese grupo que tanto me sorprendió hace unos tres o cuatro años cuando actuaron como teloneros de travis en la sala aqualung de madrid.

solo conozco el primer LP de athlete (el primero de los tres que tienen si contamos con el que acaban de editar). nunca me he topado con su segundo largo (tourist). y la verdad es que las pocas críticas que he leído de él eran demoledoramente malas.

actúa como grupo telonero el grupo español wagon cooking. deben ser unos clásicos de las escena más bailable. creo haber visto su nombre, carteles y programaciones de salas en madrid los últimos años. pero desconozco qué tipo de música harán. siendo teloneros de athlete entiendo que tendrán alguna similitud con ellos. nada menos acertado. wagon cooking se presentan como dúo en escena, parapetados tras un par de teclados (un rhodes el del que parece ejercer de líder, un teclado rodeado de instrumentos percusivos el de su hermano - porque así lo presenta, aunque no cabía duda de que con el mismo aspecto físico y con la misma indumentaria no lo fueran: me gusta mucho la camiseta del grupo: wagon cooking two faces, que así es como parece que se llama su nuevo disco). junto a los hacedores de acompañamientos melódicos y rítmicos, unas bases y demás pregrabadas y lanzadas a escena con mucho gusto, un saxofón (que resulta ser el padre del dúo) y un par de cantantes inmaculadamente vestidos también de blanco: una chica rubia sonriente y un chico de color. ambos se mueven en el escenario al ritmo de los cadenciosos compases de unas canciones que me dejan bastante frío. es todo muy moderno, muy sofisticado... pero las voces no se escuchan del todo bien y uno no sabe si es limitación de los cantantes o es que el técnico de sonido no le ha cogido el punto (al final terminar sonando mucho mejor). también canta una canción una chica en portugués/brasileño. es todo muy jazz bailable sofisticado y cool. pero un poco aburrido. no obstante, como no acostumbro a ver a este tipo de grupos, disfruto de la ocasión. es una pena que el saxofón no adquiera más protagonismo, está siempre tocado de una manera muy tímida. me quedo con la segunda parte del concierto. más bailable. con ritmos un poco más acelerados. con bases preprogramadas que suenan fantásticamente bien. todo es muy "área reservada". pero no terminan de hacer bailar a la gente. y en este caso puede tomarse esto como un fracaso habida cuenta de las intenciones de los músicos.
cierran con una demostración vocal de la cantante. y presentan a athlete.

tras esta introducción empiezo a dudar de qué tipo de música tocarán en la actualidad aquellos athlete a los que conocí con "vehicles and animals". éste es un disco que me sorprendió por el extraordinario trabajo rítmico dentro de un grupo de pop. las bases de batería y bajo son geniales. el teclado que crea "rarezas" le da un punto encantador de modernidad. y el cantante tiene muchísimo groove. pero de eso, es decir, de un grupo de pop eminentemente británico con cadencias curiosas al soul más blanco, jazzero y pretendidamente delicado hay un abismo.

para empezar, la disposición en el escenario sigue siendo la misma que la de hace 3 o 4 años. batería, bajo, guitarra y voz, teclados y, salvo error, algo nuevo, una segunda guitarra. el bajo seguirá haciendo, y muy bien, los coros. saltan al escenario. siguen siendo muy jóvenes y ya van por el tercer disco: envidia. y arrancan con una canción que suena, y mucho, a coldaplay/keane. ¿qué ha pasado? los espacios vacíos que antaño dejaban las guitarras, seña de identidad del grupo, han sido sustituidos por una muralla sónica de fender telecaster/jaguar tocando a octava más amplificadores marshall. la canción es demoledora. pero el segundo tema que interpretan es de su primer disco (harán solo dos del vehicles and animals: le casio y shake those windows, si no me equivoco). a esta segunda se les reconoce mucho más directos. y a partir de este momento, una tormenta eléctrica emparentada a veces con coldplay, otras con the long winters (las voces de ambos grupos me resultan muy parecidas) e incluso a veces con la vena más pop de pavement. con estas referencias, evidentemente, disfruto de lo lindo del directo. es increíble como puedes asistir anonadado a un repertorio desconocido cuando el oficio y las buenas maneras (y sobre todo, las buenas canciones) están presentes. el solista se queda solo en el escenario para cantar un medio tiempo él solo con su guitarra. saluda a los ingleses presentes (son muchos). emociona. esa voz es una mina. el concierto dura apenas una hora y cuarto. justo. nos quedamos con ganas. así iremos de nuevo cuando vuelvan. el sonido ha sido perfecto. sonido a grupo de estadio/estudio. estadio por la grandiosidad de ese pop atmosférico deudor de lo mejor de the alarm e incluso the waterboys de los primeros 80. estudio porque cuidan los detalles y los arreglos en directo tal y como lo hacen en disco. mención de nuevo especial al duo bajo/batería. genial. y al segundo guitarra. enorme en ese final de shake those windows con el que a punto están de hacer estallar la bola de espejos que cuelga sobre nuestras cabezas en el centro de la sala.

mención especial al precio del concierto. 11,50 euros anticipada, 14 euros en taquilla. no está nada mal en estos tiempos que corren en los que hay que pagar ya como poco 20 euros por concierto. esperemos que ahora que hay una brutal competencia entre las salas en un mismo día de diario, cualquier día, los precios sean más moderados.

domingo, 25 de noviembre de 2007

daniel wylie en la pequeña bety, madrid

un sábado triste y raro. nos acercamos a la pequeña bety para ver a daniel wylie. la pequeña bety es un bar situado en la calle de la reina, cerca de la gran vía, al lado de la calle hortaleza. entramos de los primeros en la sala. no hay mucha gente. pero sí algunas caras conocidas. el escenario es pequeño y está tristemente vestido: dos pies de micro con sendos micrófonos. ya me habían avisado que daniel wylie venía únicamente acompañado por un guitarrista de apoyo.

el guitarrista en cuestión es neil sturgeon. un tipo grandón y con poco pelo que sube solo al escenario para tocarnos unas pocas canciones de su repertorio a modo de fase de calentamiento. hace una versión del gran john sebastian de loving spoonful. guitarra y voz. todo muy bonito. por lo que luego me contaron, tiene un grupo muy recomendable al que seguir la pista: the goldenhour. y además está preparando un disco ahora mismo, producido por raymond, el guitarrista de teenage fanclub.

cinco minutos de descanso y sube al escenario daniel wylie (de nuevo junto a neil sturgeon). daniel es un tipo pequeño y sonriente. una especie de duendecillo del pop. nadie diría que hace años llegó a vender más de 100,000 copias del primer disco para el sello poptones de su último grupo: cosmic rough riders. hay una segunda guitarra en el suelo pero no la cogerá en ningún momento. neils tocará las guitarras y hará las segundas y precioses voces de acompañamiento que empastan a la perfección con las de wylie. daniel se limita a agarrar con fuerza el micrófono con ambas manos y a cantar, fenomenalmente bien, una canción tras otra. son todo vigor. no hay lugar para los arreglos ni para el recogimiento. el pop entendido como solo dos músicos de glasgow pueden hacerlo. probablemente puedas ver cantando de esta manera en muchos clubs, pubs e incluso en la calle. el "rasca-rasca" de la guitarra acústica y las voces altas y armonizando maravillosamente.

daniel tiene una voz preciosa. y muy versátil. en los registros más graves recuerda al mejor douglas stewart de los también escoceses de glasgow bmx bandits.
en los registros altos es todavía más brillante. usa el falsete de vez en cuando de una manera maravillosa.

es realmente complicado tocar más de una hora una guitarra y canción tras canción sin aburrir. no hay batería, no hay arreglos. solo hay melodías perfectas y grandes voces. lo que están haciendo tienen mucho mérito. para oxigenar plantean algunas versiones (cae un tema de julian cope/teardrop explodes que desconozco) y para termiinar hacen photograh (ringo starr/george harrison) y the one i love (r.e.m., insistiendo, como solo sabe hacerlo un erudito del pop, en la autoría del gran peter buck).

entre medias, canciones del segundo disco (o tercero, si contamos con que lo segundo que sacó como daniel wylie sea considerado un disco, ya que él lo prefiere considerar una mera recopilación de descartes de su primer LP).
este segundo disco, "the high cost of happiness", está editado en españa por rockindiana, organizadora además de este concierto. cayeron la preciosa "that was the day", la enorme "define love" o "can you feel the love?", con esa coral de armonías tan bonita. se acordaron de cosmic rough riders: revolution in the summer, probablemente su canción mas famosa (hace unos años sonaba por todas partes). y tocaron una que me encantó a petición del respetable y que servidor desconocía: loser.

de cosmic rough riders no tengo ningún disco. de daniel wylie, solo este segundo del que antes hablaba. he de seguir los dictados de mi apellido y ser sincero. cosmic rough riders fueron muy grandes con su tercer disco, precisamente el disco con el que daniel wylie dejó una banda que en realidad era suya, solo suya, invención suya y que le fue sustraida por aquellos que el llamó para ayudarle (el propio daniel wylie cuenta muy bien esta surrealista y desconcertante historia en esta entrevista)

después de esta concierto, creo que, por orden de prioridad, tengo que hacerme con: enjoy the melody sunshine (tercer disco de cosmic rough riders y último de los tres que hizo con este grupo) y con "ramshackle beauty", primero de su carrera en solitario.

el propio daniel me contó tras el concierto que tiene ya baterías y bajos grabados para su nuevo disco y que a su vuelta el lunes a glasgow tenía tres intensas semanas de trabajo para finalizar el que será tercero o cuarto, según se mire, disco en solitario. de hecho, ya cantó anoche alguna que otra canción de las que irán en este nuevo disco. y la verdad es que prometen, y mucho. me confesó que su nueva grabación le dará más importancia a las guitarras eléctricas y que para que me hiciera una idea, iba a estar más cercano a la velvet underground. producido por un tal ¿?¿?, teclista de los ochenteros china crisis. suponemos que ese disco saldrá en su sello "neontetrarecords"

una gran noche de pop. un pequeño gran tipo este daniel. habrá que seguirle la pista. sin duda.

pd: ¡quién viviera en glasgow! la misma semana pasada el propio daniel veía a bmx bandits presentar su nuevo disco, sting bee. ¡y yo que no he podido ver nunca a mis adorados bicivoladores!

sábado, 24 de noviembre de 2007

josh rouse en joy eslava, madrid

lleno inesperado (al menos por mí) en la joy eslava de madrid para ver en directo a josh rouse, el cantautor de nebraska afincado hace unos pocos años en españa.

ya vi a josh rouse hace unos 2 años en el festival primavera sound de barcelona. previamente me lo había perdido en el festival azkena de vitoria porque un atasco a la salida de madrid nos impidió llegar a tiempo
de presenciar su temprana actuación. del festival de vitoria recuerdo que me dijeron que había sido de lo mejor. también recuerdo que me hablaron de su enorme clase. cuando le vi en el primera sound de barcelona, me encontré con un tipo de aire distinguido y sonriente que comunicó bien con el público y que desgranó sus canciones a unas horas y en un entorno un poco raro para un concierto de rock. recuerdo el concierto con cariño pero no lo tengo grabado como algo particularmente especial.

tras estos precedentes, esperaba con ilusión ver al americano en la sala joy eslava.

llegué con la hora justa y solo disfruté de dos canciones y media del telonero: aaron thomas band. me gustó mucho sobre todo su bis, una canción a voz y guitarra en la que pareció por momentos el jeff buckley más melódico (si es que alguna vez tuvo jeff buckley esta faceta).

y por fin, josh rosue. empezó mal. el telón a medio bajar nos permitió ver la preparación del escenario y la colocación de los músicos. es un pequeño detalle pero... podían haberse cuidado de presentarse a sí mismos con algo más de misterio... porque cuando arrancaron, llevábamos viendo a la banda en escena un par de minutos. estas cosas restan magia. aunque enseguida se olvidan si el comienzo del concierto es trepidante. pero no lo fue. atacaron, para empezar, medios tiempos de los dos últimos discos (country mouse, city house y subtítulo) y no fue hasta que se fueron a la parte más bailable de 1972 que empezaron a animar al público.

josh rouse vestía bohemía, tocaba un par de fender (¿jaguar/jazzmaster?, perdonad por mi maltrecha vista) y una acústica ¿martin? que sonaban de miedo. el bajista que recordaba de su anterior concierto, un tipo entrañable, sonriente y poco "upright" pero con mucha clase. un batería que le hacía los coros (casi siempre muy agudos y en falsete) y un teclista que alternaba piano con órgano hammond y sintetizador para emular los violines, cellos o incluso flautas reales que suenan en las grabaciones. el teclista también hacía segundas voces y coros y de vez en cuando interpretaba algún solo con "bottleneck". era el creador de muchos de los arreglos de las canciones. más bien diremos que entre él y josh creaban los sencillos pero eficientísimos arreglos de sus canciones.

josh rouse es un brillante guitarrista. tiene clase. parece que no se mete en líos pero estoy seguro de que es más difícl poner las notas, vibratos, arpegios, riffs y contenidos solos de josh en acción que dedicarse a hacer ruído apegado a un ampli sobresaturado. le sacaba un sonido precioso a su guitarra. daba gusto verle tocar. tuvo un par de demostraciones de calidad, uno de ellos en la interpretación él solo con acústica de "winter in the hamptons": una pena que no la tocara con toda la banda, es uno de sus mayores logros de ultimamente: si en disco es puro "smiths/morrisey" en directo, el arpegio de guitarra recordó al comienzo de andy summers en "message in a bottle". curioso.

josh rouse repasó su último disco (sweetie, hollywood bass player, god let me go back, pilgrim, snowy). es un disco menor, en mi opinión. grabado en españa (como los otros dos anteriores "subtítulo" y "she's spanish i'm american"). suena bien. pero para alguien capaz de componer/grabar "1972" parece autocomplaciente. un disco para salir del paso. de menor calidad compositiva y productora que "subtítulo" incluso. rácano en minutaje y número de canciones (9)... además, mis favoritas, "nice to fit in" y "london bridges" no cayeron... y sí canciones menores y más aburridas como "pilgrim".

del disco con paz suay no tocó ninguna de sus cinco canciones (creo que car crash y jon jon hacen que merezca casi más la pena este mini disco que el "country mouse city house").

de subtítulo cayeron la preciosa (dedicada a altea como todos suponíamos y él confirmó) "quiet town", "it looks like love", "givin'it up"... si no recuerdo ahora mal. tampoco hizo "the man who..." preciosa canción en la que oímos la deliciosa voz de paz suay por primera vez.

a nashville recurrió en más ocasiones: la coreada "it's the nightime", la ya mencionada versión acústica de "winter in the hamptons", "my love has gone", la preciosa "caroline", la más roquera "why won't you tell me what" y la impresionante "sad eyes", con la que cerró los bises y que para mí fue el mejor momento de la noche: ese comienzo a voz y piano. ahí transmitió toda la emoción que probablemente nos había estado negando durante toda la noche.

más atrás, llegó solo, si no me equivocó, a "1972". un año especial para su mejor disco (de todos los suyos que he comprado y escuchado). los momentos álgidos en cuanto a participación del público fueron para "comeback", "love vibration" y "slaveship". echamos de menos 1972 o flight attendant, por supuesto.

más atrás no llegó. no tocó nada, salvo error del que escribe, de sus cuatro primeros discos (una deuda pendiente del que escribe, por cierto. por una razón o por otra no he podido hacerme nunca con ninguno de ellos y habida cuenta de que para los entendidos son, con 1972, lo mejor de su carrera... he de enmendar este asunto cuanto antes).

el repertorio fue irregular. tan irregular como sus tres últimas grabaciones. una de cal y unas cuantas de arena. la banda es buena, muy buena. grandes músicos, mucha clase e inclusoo algo de capacidad para improvisar a pesar de que cuando se metían en algún lío, a veces no salían del todo airosos de ellos. pero esto tiene hasta su gracia. lo que no tiene demasiada gracia es la actitud de josh rouse durante todo el concierto. se mostró distante, arrogante por momentos, como si fuéramos un público menor, enormemento frío además. no lo entendí. y me fastidió. me hizo estar frío. no me comunicó casi nada. ya digo que el momento álgido fue "sad eyes" y fue el último bis. a veces no basta tener un banda fenomenal, un público que se sabe las canciones...y canciones que por otra parte son casi todas formidables. a veces hay gente que no termina de entender que un concierto es algo más. no te puedes limitar a interpretar tu repertorio con cara de funcionario malhumorado. no sé si será algún mecanismo de defensa contra la timidez, excusa habitual en estos casos... el resultado de ello es que, pudiendo haber sido un concierto entrañable, memorable, precioso, no lo fue. al menos para el que esto escribe. además, josh rouse no cantó todo lo bien que seguro que puede. a veces estaba al límite de su afinación. y esto, para alguien con esa actitud es imperdonable.

creo que compraré sus primeros 4 discos (under cold blue stars, home, chester - el ep compartido con kurt wagner - y dressed up like nebraska). y seguiré comprando lo que siga grabando. espero que de nuevo brad jones produzca con la intensidad con la que lo hizo en 1972 y no con la autocomplacencia (perdón por repetirme) de los últimos discos. y me lo pensaré muy mucho la próxima vez que toqué si voy o no a verle: salvo que, como ésta, la entrada sea un regalo de cumpleaños de una amiga, claro.

pd: la fotografía en color es cortesía de mi fotógrafo de conciertos favorito, nachobsola
pdpd: la foto en blanco y negro está sacada, sin permiso, del myspace de josh rouse

martes, 20 de noviembre de 2007

death to a funeral (un funeral de muerte)

graciosa la traducción del título de esta película dirigida por frank oz (el de dentro del laberinto o in and out). me imagino al traductor intentando ponerse al nivel de los guionistas. en un día en el que era la tercera peli que veía (cosa rara, he de decir, mal que me pese), me lo pasé como hacía tiempo que no recordaba. humor negro para las historias de los familiares que despiden a un difunto padre que esconde un secreto de los más descacharrante. absolutamente recomendable. algún pero: el argumento no da para mucho más de escasa hora y media y a uno le hubiese gustado que a esta gente le hubiesen pasado muchas más cosas.

lunes, 19 de noviembre de 2007

squire en el wurlitzer ballroom de madrid

una noche fría. una de las más frías de este otoño que parece que ya va en serio. el centro de la ciudad de madrid raramente poco lleno de gente. me pregunto si será el frío, el partido de clasificación para la eurocopa de la selección española en el bernabeu o el enrarecimiento general al que han dado pie la manifestaciones de ultras de izquierda y derecha de esta misma tarde muy cerca de la gran vía, en la puerta del sol.

no he conseguido convencer a ningún amigo, así que me toca ir solo. solo a un concierto. también es raro. pero si lo pienso un poco, no es para tanto. no podría quedarme en casa y tampoco podría haberme ido a cenar, a una fiesta o a algún otro concierto con más gente. estaría dándole vueltas a que "squire" están a pocos minutos de distancia tocando en mi ciudad. y no podría aguantarlo. para mí squire son algo muy especial. quizás de los grupos más especiales con los que me he topado en mi vida.

sigue siendo raro. quizás sean especiales porque yo les hice, en un momento de mi vida, muy míos. squire surgieron a finales de los años setenta y tuvieron su época de relativa gloria en los primeros ochenta. y digo relativa gloria, porque siendo como fueron un grupo adscrito al movimiento mod, se vieron eclipsados, como no, por the jam y por otros lumbreras de la época como, sin ir muy lejos, los chords si nos quedamos en lo mod o los clash, elvis costello, sex pistols, xtc si abrimos el abanico al punl o a la nueva ola...

relativa fama... para muchos squire fueron un grupo mod con canciones muy pop. y poco más. muchos les meten en el saco de los grupos mod de segunda (o incluso tercera) división. pero yo no. además... lo que pasa es que mi criterio es otro, porque puedo abstraerme de la emoción de vivir su momento juvenil, ya que les conocí en los primeros noventa, cuando para los indies el punk y la nueva ola eran como para los punkies y nueva oleros el beat y la psicodelia.

squire llegaron a mi vida un buen día de manos de una cinta tdk de 90 minutos. recopilaba un montón de temas en los que no bajaban la guardia en cuanto a melodías memorables (además de unas cuantas canciones en directo, versiones de otros incluídas). aquellas aproximadamente 20 canciones se convirtieron en la banda sonora de muchos momentos inolvidables. convivieron con mi obsesión por los beach boys y por mamá. coincidieron en el tiempo con muchos viajes, muchos nuevos amigos y el conocer a la chica que hasta hoy es la chica de mi vida. pero, no seguiré por aquí, que me estoy poniendo meloso... escribí muchas canciones entonces. intentando inspirarme en la sencillez de las de squire (y en la sinceridad de sus letras). muchas de aquellas elegías al amor, el desarmor, la amistad, el desencanto, el aburrimiento y el sufrimiento juvenil forman parte del primer volumen de mi antología desafinada. pero eso es otra historia.

de squire me gustaba mucho que no abundaban en el yoísmo de muchas bandas mods. yo, si hubiera tenido que ser algo, probablemente hubiera sido mod. pero nunca me decidí porque los mods siempre me han dado mucho miedo. me ha dado miedo la bravuconería, el hecho de que un mod no puede ser menos mod que cualquier otro mod, el sentimiento excluyente de grupo... tantas cosas. sin embargo, me encantaba la estética y como no, la música. probablemente si alguien lee esto pensará que soy un paranoico. es posible. así lo veía un chaval de poco más de veinte años hace mas de diez. para mí squire eran mods porque se cortaban el pelo a lo mod y salían en las fotos con parka y cerca de una vespa o lambretta. también porque cantaban it's a mod mod world.


pero, por otro lado, también hacían september gurls de big star. y también tenían dos de los medios tiempos que más he desgastado de la historia de la música pop de oirlas y tocarlas para mí mismo en mi habitación: "when i try i lie" y "it's too bad".


jesamine, you're the one, the face of youth today, girl on a train, no time tomorrow, i know a girl, does stephanie know...


creo que pocos grupos tienen una colección de singles tan impresionante (y en tan corto espacio de tiempo).

aquella cinta fue sustituida por un disco recopilatorio de "big smashes" en el que desgraciamente no venían ni the face of youth today ni it's a mod mod world.


hace unos 5 años squire tocaron en el festival purple weekend de león. no pude ir.

hace un mes leí en algún sitio que tocaban en el wulritzer ballroom, de madrid. no me podía creer que los promotores del concierto no se hubieran atrevido con una sala de, objetivamente, mejores condiciones acústicas y de visibilidad. al wulritzer ballroom hay que agradecerle enormente su labor, pero no es ni de lejos el mejor sitio de la ciudad.

squire pusieron el cartel de no hay billetes. de hecho, cuando el chico que trabaja en la puerta de la sala de conciertos me vio aparecer solo, con mi poco ataviento mod... lo primero que me dijo fue: lo siento, no se puede entrar, hay un concierto y está todo vendido. ven sobre las 2 de la mañana (eran las 11 de la noche). afortunadamente había comprado la entrada por adelantado por los pelos (el jueves, en la tienda underground de la calle espíritu santo, cuando estaba ya practicamente echando el cierre).

cuando llegué, habían acabado los primeros teloneros del cartel: la stasi (siniestro nombre para un grupo que me contaron había sido muy punk y poco más...). después se subieron al escenario los "seasongs". juraría haberles visto hace unos dos o tres años en el moby dick de madrid, pero creo que había una chica también en la banda. el sonido era ahora más potente y directo, menos blando y dubitativo. me gustaron, aunque en mi opinión se alargaron demasiado en su labor de calentar el ambiente. el mal sonido no les acompañó, al menos desde mi posición centrada a una distancia prudencial del escenario. y es que la sala wulritzer tiene una disposición tan rara que se hace difícil encontrar el equilibrio justo entre "ver" y "escuchar".

y por fin, saltaron squire al escenario. antony meinell y, supongo, el batería original (pelo blanco casi por entero). un bajista joven que se las sabía todas y que se tropezaba de vez en cuando con la guitarra de antony o la batería pero que compensaba haciendo unas impecables segundas voces al cantante y guitarrista. y poco a poco fueron interpretando, como si no hubiesen pasado 25 años, lo mejor del repertorio de squire. creo que antony tiene una carrera en solitaria más acústica.


sin embargo, lógicamente, el repertorio se centró en el núcleo de lo mejor de su discografía: every trick (in the book of love), my mind goes round in circles, you're the one, girl on a train, does stephanie know, take a look, i know a girl, walking down the king's road, stop that girl, standing in the rain, no time tomorrow, the face of youth today, get smart, it's a mod mod world y tantas otras que ahora no vienen a mi cabeza.

antony demostró ser un excelente guitarra rítmica y conservar intacta esa preciosa y emotiva voz de siempre. su aspecto no podía ser menos mod. agitaba el flequillo con gracia, pero más entre canción y canción que mientras tocaba y cantaba. cambiaba a la rickenbacker para las canciones más psicodélicas o "byrdianas". una auténtica delicia.


el respetable acabó coreando aquello de "we are the mods, we are the mods, we are the, we are the, we are the mods". y yo salí de la sala con una inmensa mueca de felicidad que no se me ha quitado, creo, hasta ahora mismo.

no me cansaré de recomendar un recopilatorio de squire a cualquiera que quiera aventurarse en lo mejor del pop. he visto un sueño cumplido. y he visto un ciclo cerrarse. ahora, quiero indagar en los discos en solitario de antony, que seguro que son una mina de incalculable valor.

sábado, 17 de noviembre de 2007

playmovil en el centro cultural espronceda, madrid

el centro cultural espronceda, en el barrio madrileño de tetuán, lleva más de dos años programando conciertos las tardes de los viernes. los programadores de dichos conciertos, popproducciones, han llevado a sus escenarios a grupos como santi campos y los amigos imaginarios, orleans, cool frog, top models o, ayer mismo, playmovil. hay rumores que dicen que estos conciertos no van a seguir haciéndose. será un pena. era un plan fantástico para las tardes de viernes. esperemos que si el motivo de este parón es algún tipo de barrera administrativa, ésta se pueda salvar razonablemente.

playmovil son un quinteto de murcia con una imagen entre indie, mod, garaje y rocanrolera. músicos equilibrados y bien compenetrados, tocaron su repertorio maquetero ante un público no demasiado numeroso pero entregado a su propuesta más rítmica que melódica que bebe por igual de grupos muy de moda en el panorama de la música británica/norteamericana: su repertorio, podría ser una mezcla de caras b desconocidas de la breve pero intensa discografía de gente como strokes, libertines, franz ferdinand o incluso kaiser chiefs, pero sin olvidarse del rock más potente e incluso, porqué no, soulero y bailable.

a la primera, sus melodías no se retienen inmediatamente, pero en directo, y en una dosis justa como la de ayer tarde (unos 40 minutos), uno vibra en el asiento del salón de actos con sus trepidantes cambios de ritmo y sus inteligentes juegos de guitarras. saltarinas líneas de bajo acompañadas de una preclara batería... y una voz convenientemente desgarrada a la que quizá le faltó más presencia escénica: pero claro, estábamos en un salón de actos y solo eran las ocho y media de la tarde... no sé puede pedir más, creo yo.

una pena también la corta presencia del teclado. seguro que con el tiempo termina ganando minutos en escena porque le da un color muy interesante.

les seguiremos la pista de cerca. y también a estos conciertos vespertinos en los que ahora mismo se abre un paréntesis (que esperemos no sea demasiado largo). si habéis visto "24 hours party people", o al menos los primeros minutos, recordaréis escenas de conciertos amateurs protagonizadas por los que pocos meses después serían el revulsivo de la escena indie y underground mancuniana y por ende, británica. esas escenas me recuerdan a estos conciertos. salvando las distancias: en el centro cultural espronceda nadie se levanta a bailar pogo espasmódicamente y los músicos, de momento, no han tenido a bien, que yo recuerde, escupir al respetable (gracias a dios)

martes, 13 de noviembre de 2007

rufus wainwright en el teatro colisseum, madrid

anoche volví a recordar por qué hace tiempo juré no volver a perderme nunca más un concierto de rufus en mi ciudad. y mira que me lo están poniendo difícil los promotores con esos precios de auténtica locura a los que sin embargo siguen llenando espacios de medio aforo como es el teatro colisseum de la gran vía madrileña.

hace más de dos años me cabreó un montón ver mucho asiento vacío en la planta baja del teatro. ayer, por un precio mayor al que hace dos años y medio pagué por estar en cuarta fila en patio de butacas, me tuve que conformar con ver el concierto desde un lateral centrado de la primera planta.

para que lo exclusivamente no musical acabe cuanto antes en este relato solo decir que me pareció infame la idea de partir el concierto en dos actos separados por un "desconcertante" descanso de 15 minutos. no puedo creerme que fuera capricho de rufus sino más bien condición impuesta por la organización para que gastáramos nuestra pasta en tercios de cerveza a cuatro euros y medio la unidad. me cabreó mucho este planteamiento. sé que hay países en europa donde los grupos dan dos pases por noche. pero lo de anoche no fueron dos pases, fue más bien un primer y un segundo tiempo sin ningún tipo de porqué. que en el fútbol o el teatro lo entiendo, pero en un concierto de pop...

cierro el capítulo de lo monetario y especulativo y me centro en lo que todavía ahora, casi 24 horas después, me hace temblar al pulsar el teclado del ordenador.

me perdí a los teloneros. creo que se llamaban "the grey race". solo escuché su última canción porque no pude llegar antes. de hecho, otro error imperdonable de la organización: ¿por qué no se anuncia al telonero en las entradas? ¿ni en los carteles? ¿por qué no se pone al menos que rufus empezará a las 22:00 y que a las 21:00 tocarán unas canciones unos tipos que probablemente no vengan de un local de ensayo de argüelles sino del mismísimo manhattan? ¿por qué se empeñan en maltratar la música de manera tan descarada? porque aunque todos fuéramos a ver a rufus, sus teloneros se merecen el mismo respeto o más que él mismo. ésta fue otra de las cosas que anoche me indignaron. porque además la canción que pude oirles prometía (y mucho). una pena. intentaré encontrar su disco pronto por ahí y hacerles justicia por su infortunio.

rufus saltó al escenario tal y como habitúa, es decir, después de su banda. la formación, si no me equivoco, era la misma que la del 21 de junio de 2007 en la riviera de madrid. trío de vientos (flauta/saxo, trompeta, tuba), con uno de ellos tocando también la guitarra acústica ocasionalmente. todos vestidos muy muy hippies (la banda al completo en realidad iba muy muy hippie). un contrabajista y bajista de lujo que no le hacía ascos al cello. un batería descomunal que yo creo (si conservo bien la vista) sigue siendo el baterista del difunto jeff bucley. y que probablemente además sea el más impresionante y sobresaliente de todos los músicos según mi arrítmica opinión. un guitarrista y maestro de ceremonias discreto, medido y que arremetía con furia y con sorprendentes efectos cuando la ocasión lo requería. y un pianista/guitarrista que tocaba los teclados solo cuando rufus cogía la acústica.

el comienzo comenzó a los acordes de release the stars, la pieza quizá más épica que cierra su último y homónimo disco. rufus salió cuando ya la banda había iniciado la parte instrumental. el teatro se vino abajo en un enorme aplauso y fue abrir la boca y no cerrarla hasta más de dos horas después (con el insufrible descanso intermedio que contaba antes de "visite nuestro bar"). abrir la boca rufus y el respetable por el anonadamiento generalizado que a uno le invade al oirle cantar. enlazó hasta 4 canciones de release the stars hasta que se quedó solo al piano y enlazó danny boy (del primer disco), cigarettes and chocolate milk y otra que ahora mismo no recuerdo.

a diferencia del concierto de junio en la riviera tocó el release the stars casi completo (salvo error solo se quedó fuera del repertorio "tulsa", una de las más oscuras y duras). me gustó escuchar el disco nuevo entero en directo porque me reafirma en lo que ya sabía: sigue manteniendo un nivel enorme de composición, arreglos, producción e interpretación. mi favorita (rules and regulations) no tardó en llegar. esto va por aquellos que han empezado a desconfiar del talentoso rufus ahora que a su causa cual advenedizos se adhieren emeochenteros varios (me hizo mucha gracia esta expresión en boca del amigo de una amiga que me encontré en el concierto).

y a partir de ahí, se fueron mezclando éxitos de su última década con canciones de su última grabación. rescató danny boy de su primer disco. y también barcelona, que fue uno de los extraordinarios bises que se marcó él solo con el acompañamiento al piano de su madre (tres hurras por la gran kate macgarrigle, pianista de una sensibilidad a flor de piel: salió hasta dos veces al escenario con él, la primera para interpretar un par de temas del show con el que se lo ha pasado de cine recreando aquel mítico concierto neoyorquino de judy garland... ¿sabrá que su hija liza minelli estuvo cantando hace escasos tres meses a escasos metros del colisseum?).

tocó cigarettes and chocolate milk y poses, de su más irregular segundo trabajo. y cómo no, sus dos obras cumbres para mí: "i don't know what it is" y "14th street" de want one (faltó "go or go ahead", ay). dos de las canciones que podría escuchar hasta el infinito sin dejar de emocionarme. de want two tocó, salvo omisión, dos de las más brillantes: "the art teacher" y "gay messiah" (esta última fue el fin de fiesta, después de repetir el playback de "get happy" de judy garland que ya hiciera en la riviera con minifalda y tacones y con su banda de traje bailando desternillándose por el escenario). me vino a la memoria su anterior concierto del teatro colisseum, en el que cantó "gay messiah" crucificado mientras su banda disfrazada de legionarios daba vueltas a su alrededor.

hubo sorpresas: a la presencia de su madre en dos ocasiones se unión la de una chica (rebeca) que subió a recitar el final de la canción que acaba con los acordes más famosos del fantasma de la ópera de andrew lloyd weber. también dos bailaoras flamencas por dos ocasiones trataban de llevar el ritmo de su música. fue todo muy visual. e incluso se atrevió a cantar "a pelo" una canción tradicional irlandesa de nombre "no me acuerdo..." junto a tuba, cello, trompeta y flauta: encantador.

estuvo simpático como siempre. el sonido fue espectacular. los músicos son cuasiperfectos. todos cantan. los coros suenan a gloria. es un montaje tan impresionante que parece mentira que todavía pueda emocionar: pues lo hace. y es sobre todo porque rufus canta de cine, cada vez mejor y se esfuerza por sentir cada nota como si fuera la primera (o última vez) que la entona.

regresamos con cara de felicidad de nuevo a casa. con ganas de que pongan a la venta el concierto de "judy, judy, judy"... que lo que ha echado canal plus sabe a poco.

en cuanto tenga un rato subo unas fotos que pudimos hacer desde la lejanía.

rufus forever. espero que siga centrado mucho tiempo y que esa ópera que está escribiendo no le deje seco.